jueves, 21 de octubre de 2010

DÍA MUNDIAL DEL AHORRO DE LA ENERGÍA

.
Un pequeño gesto produce grandes consecuencias, seguramente muchas veces hayáis oído este dicho, pero es verdad, y de eso es de lo que trata el día de hoy, del ahorro energético. Día a día consumimos grandes cantidades de energía sin darnos cuenta: al encender la luz, al calentar la comida, al ducharnos... Todo ello consume energía, que a su vez produce un aumento del CO2, ya que esa energía es conseguida mayoritariamente por la quema de combustibles fósiles.

La electricidad, el gas y los combustibles que utilizamos en la vida cotidiana se originan por procesos que generan contaminación del ambiente y consumo de recursos naturales. Por estos motivos se crea el Día Mundial del Ahorro de Energía, para reflexionar sobre nuestros hábitos y lo que podemos hacer para un mejor uso de esta.

El mundo moderno se caracteriza por el gran desarrollo industrial y tecnológico, incluyendo grandes avances en las telecomunicaciones, así como en la producción de artefactos y utensilios domésticos de alta tecnología, que se mueven o funcionan gracias a la energía eléctrica que se obtiene tanto de la fuerza hidráulica (hidroeléctrica) como del petróleo (termoeléctrica).

La naturaleza provee de las principales fuentes de energías que mueven nuestro mundo, pero su explotación es cada vez más intensiva y esto implica un agotamiento de ellas, por lo que es necesario darles un uso racional que se corresponda con las necesidades sociales y también ambientales.

Para hacer frente a un posible déficit de la oferta de energía que podría presentarse en los próximos años, el Centro de Conservación de Energía y del Ambiente (CENERGÍA) ha diseñado un proyecto para el uso racional de la energía eléctrica que consiste en crear conciencia en la población tanto de los beneficios que nos da la energía eléctrica como de sus límites, que pueden sorprendernos en la medida en que hagamos mal uso de sus propiedades técnicas.

Y para dar un punto y final al día de hoy, os dejo con un cortometraje sobre el ahorro energético, el cual es de mi cosecha:


Pepe Gómez

.

4 comentarios:

Minerva McGonagall dijo...

¡Qué buen vídeo, Pepe! ¡Y qué grandes actores! Os nomino para los premios Oscar de El Olivo.
¡Gracias!

RockinParla dijo...

Gran vídeo que lastima que no salga el propio director. Jaja Pepe Gomez sabe porque lo digo

Pepe Gómez dijo...

Jaja, muchas gracias a ambos.

Marta de Nevares dijo...

¡Bien por nuestro ecologista Pepe Gómez!